Infinitas imágenes adornan la historia del GP bañezano

La Bañeza, idiosincrasia y motociclismo de leyenda.

Desde pilotos privados de humildes medios a pilotos de brillo internacional, desde equipos profesionales a equipos familiares, desde azafatas entrañables a mecánicos sin electrónica y con llave inglesa siempre en mano, desde la tienda de campaña montada en la calle al vecino que ofrece su garaje… son innumerables los ingredientes que han confluido y confluyen para hacer mágico el Gran Premio de La Bañeza.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *